El despertar espiritual

22 junio 2020

Todos estamos en un viaje que se llama Vida porque así lo hemos elegido.

Somos seres espirituales y formamos un equipo al que llamamos Dios, Uno, Espíritu, Mente Universal o como lo quieres llamar. Y como parte de este equipo cada uno de nosotr@s tiene una misión específica que cumplir. La misión es individual y universal a la vez y su propósito es evolucionar.

Para hacerlo usamos la vida física donde podemos experimentar en la materia. El mundo de las formas nos proporciona todos los recursos necesarios para poder disfrutar y divertirnos mientras experimentamos. El problema es que nos olvidamos que es impermanente y nos apegamos a él.

Sólo cuando despertamos es cuando nos damos cuenta de eso y nos podemos liberar.

El despertar espiritual es ese «darse cuenta». Es tomar consciencia de ti mism@ y de lo que realmente eres. Es un proceso en el cual dejas de identificarte con la forma. Te das cuenta que no eres tu cuerpo, tu mente ni tus emociones sino que ellos están a tu servicio para ayudarte a experimentar la vida física.

Lo que tú eres es el espacio dentro del cual todo acontece. En su libro «El poder del ahora» Eckhart Tolle lo llama presencia. Es un estado en el cual sientes tu propia presencia y al mismo tiempo observas tu movimiento dentro de ella.

Cuando despiertas es cuando empieza tu trabajo de creación de la realidad de manera consciente. Hasta entonces lo has hecho sin saber lo que estás haciendo. El proceso es gradual y puedes ir tan rápido o tan lento como deseas, lo que importa es la disposición y el compromiso de hacerlo.

Yo siempre me digo a mi misma que sólo estoy aquí para hacer el trabajo que mi alma planeó antes de nacer. Nada más. Si elijo no hacerlo porque me parece difícil o me da pereza o por lo que sea voy a desperdiciar la oportunidad que yo como alma había pedido. Y tú igual que yo habías pedido esta oportunidad para que sea aprovechada.

El trabajo espiritual es continuo y requiere de atención constante. Lo primero que descubres es que eres el creador de tu realidad y lo haces con la ayuda de tus pensamientos, emociones, palabras y acciones. Empiezas a observar la voz en tu cabeza y elegir de forma voluntaria pensar de manera que te sea útil. Comprendes que la calidad de tus pensamientos en el día de hoy crea la calidad de tu futuro.

Cambiar tu manera de pensar y por consiguiente tu percepción de la realidad cambia la química de tu cuerpo físico y la nueva química produce emociones diferentes y alineadas con tus nuevos pensamientos. El cuerpo físico es muy sabio y tu gran aliado en este proceso. La mente puede confundirte pero el cuerpo siempre va a reflejar de forma coherente como usas tu consciencia.

Cuando despiertas empiezas a habitar tu cuerpo y estar anclad@ en él gran parte de tu tiempo. Esto te permite vivir en el presente que es donde todo sucede y observar lo que sientes en tu interior. Preguntándote durante el día cómo te sientes y dónde estás es una forma de comprobar si vives en modo «despiert@».

Cuando tomas consciencia de tu yo real, ser espiritual, alma, esencia (elige lo que resuena contigo) empiezas el proceso de integrar tus partes olvidadas, reprimidas y rechazadas que forman tu sombra. Cada vez que pones luz sobre una parte de ti que no aceptas y dejas de juzgarla la integras en tu ser y te vuelves más complet@.

La meta final es darte cuenta de que eres todo y aceptarte de manera incondicional.

Cada persona despierta cuando esté preparada y ha alcanzado el nivel evolutivo necesario. Es un momento de celebrar que te has graduado de la inconsciencia pero también es un momento de ver cuánto te habías desconectado de ti hasta el punto de perderte.

La única manera de encontrar el sentido de tu existencia aquí es restaurar la conexión y volver a recordar quién eres. Y eso sólo depende de tu compromiso personal.

Espero que mis palabras te hayan llegado y tocado dentro de ti la parte que sabe la verdad.

Déjame saberlo…

8 Comentarios

  1. Jose Vicente

    Gracias por tu compartir, haciendonos recordar que somos seres divinos en un cuerpo humano, y que hemos elegido esta vida para avanzar en nuestra evolucion, que de esa evolucion dependera, el estar màs cerca a nuestra iluminación.

    Un abrazo colmado de luz y amor.

    José.

    Responder
    • Kalinka Ivanova

      Así es José.
      Un abrazo

      Responder
    • Margarita

      Gracias por compartir,entendí que la única responsable de mi felicidad soy yo y no debo esperar la aprobación de los demás han sido de mucha utilidad tus correos,más adelante me gustaría solicitar de tus servicios, bendiciones.

      Responder
      • Kalinka Ivanova

        ¡Gracias Margarita!
        Me alegro que te has adueñado de tu poder personal.
        Un abrazo

        Responder
  2. Enedina

    Estoy d acuerdo completamente con lo que dices. Gracias por recordarlo

    Responder
    • Kalinka Ivanova

      Un abrazo Enedina!

      Responder
  3. fanys

    Hola, me encanto tu publicacion acerca del DESPERTAR ESPIRITUAL, HACE 11 AÑOS, LUEGO DE VIVIR lo que llaman fondo emocional, donde senti el dolor mas terrible que he experimentado ..y tal vez tu si comprendes que te diga que senti que en ese proceso morí y renací de nuevo, claro tuve ayuda de un ser que por la gracia divina apareció en mi vida…Todo lo que explicas del despertar espiritual mas que creerlo lo vivo y experimento….y aunque es maravilloso todo lo que se comprende, cuesta encontrar con quien conversar …claro tambien es lindo sentir que puedes conversar en armonía contigo mismo e incluso conversaciones internas con los demás que sientes que les llega a esa parte donde ellos mismos no han llegado…En fin…Es maravilloso saber que otros comparten ese maravilloso Despertar y que como me dijo la persona que me guió a ese nuevo mundo…Tranquila que el universo los reencuentra…y bueno así ha ocurrido durante estos años, pero siempre por estas vías…Gracias infinitas…

    Responder
    • Kalinka Ivanova

      Hola Fanys. Me alegro que te encanta mi post y no es casualidad que te ha llegado.
      Y así es, nos encontramos unos a otros por el camino porque vibramos en la misma frecuencia. Estoy de acuerdo contigo que es un proceso que se vive y va más allá de las creencias mentales porque estás en contacto con tu corazón.

      Un abrazo
      Kalinka

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quieres que hablemos?